Videoinfografía del NYT sobre la nueva Zona Cero

Videoinfografía del NYT sobre la nueva Zona Cero

Gracias a un tweet del profesor Ramón Salaverria nos llega la enésima obra de arte del New York Times. Una videoinfografía en la que en menos de tres minutos se nos explica de forma brillante cómo será la reconstrucción definitiva de la Zona Cero.

Pero al margen del impecable trabajo periodístico, esta videoinfografía nos da pie a reflexionar sobre en qué dirección van las nuevas narrativas en Internet. Tras un boom inicial de las infografías interactivas basadas mayoritariamente en Flash, vemos como en los últimos años se han popularizado formatos que no necesitan de la interacción del usuario. Tanto los denominados Tower Graphics como las videoinfografías están mostrando un potencial viral tremendo. Son carne de retwitt. Parece que se acercan más a los hábitos mayoritarios actuales de los usuarios de la red: consumir rápidamente y compartir.

Pero, ¿qué pasa con la interacción? El potencial de los interactivos en Internet es innegable, pero es cierto que no se termina de imponer. En parte, esta situación es consecuencia de la mala relación entre el Flash y muchos de los actuales dispositivos móviles más populares. Cada vez consumimos más contenidos en movilidad y, por el momento, no se terminan de encontrar estándares de interactivos que encajen 100% con la utilización de teléfonos inteligentes y tabletas. Un mal que tiene antídoto: se llama HTML5.

El desarrollo de herramientas como Edge, lanzada por Adobe hace apenas unas semanas, va ayudar a la proliferación de desarrollos interactivos en HTML5 y ahí veremos una nueva vuelta de tuerca en el desarrollo de estos contenidos en Internet. Hoy por hoy parece que los formatos estáticos y unidireccionales se imponen en la red, pero no hay duda de que el futuro de la red son contenidos interactivos. Vamos hacia un Internet que está pasando de navegarse a tocarse, como ya demuestran los éxitos del los smartphones y tabletas. Y ahí la infografía interactiva tiene muchas papeletas para imponerse como el contenido con mayor potencial para crear valor añadido a la hora de contar historias.